Nutricionista entrega recomendaciones alimentarias para celebrar las Fiestas Patrias.

Nutricionista entrega recomendaciones alimentarias para celebrar las Fiestas Patrias.

Ad portas de una nueva conmemoración de fiestas patrias, siempre es bueno tener en consideración los hábitos alimenticios para no saturar nuestro organismo y así pasar unas celebraciones de forma saludable. La nutricionista del Hospital de Chimbarongo, Nataly Marihual, entrega algunas recomendaciones alimenticias.

“Primero que todo, las fiestas patrias son ricas en grasas y calorías. Pensando que son cinco días de celebración, se puede prever que una persona podría subir entre 4 a 5 kilos.”, señaló la nutricionista, añadiendo que el consumo de carnes y otros productos, puede afectar el metabolismo: “uno puede comer perfectamente un trozo de carne asada esperando que sea vacuno, pollo o pavo; el caso del cerdo y embutidos debemos dejarlos afuera por la gran cantidad de grasas y colesterol que entrega. A la carne la podemos acompañar con ensaladas, preferentemente verdes”. Almidones como papas, arvejas, zanahorias y choclo se recomienda no ingerir una porción mayor a media taza.

En cifras, un trozo de carne de cerdo asado de 200 gramos es la que entrega un mayor aporte en calorías con 350 cal., mientras que la misma porción, pero de vacuno asado entrega 300 cal.; una porción similar de pavo asado (250 cal.) y pechuga de pollo (180 cal., aproximadamente) son ideales para comer en estas fiestas.

La profesional recomienda que el consumo de ciertos alimentos debe ser de forma balanceada: “recuerden que son cinco días, no vamos a estar comiendo empanadas en el desayuno, almuerzo u once, hay que equilibrar. Por ejemplo, si mi desayuno consiste en un vaso de leche -o té- con un pan, en el almuerzo puede aparecer la empanada, ojalá de horno; pero esta acción no debe repetirse en la noche”.

Sin embargo, también hay recomendaciones “post fiestas”: “pasando esto, debemos darle una tregua a nuestro sistema digestivo, tratando de llevar una alimentación más liviana dejando fuera por un par de días lo que es el consumo de carnes, incorporando legumbres, verduras, el pescado, tomar bastante agua o infusiones de hierbas, la hidratación es importante porque el alcohol deshidrata. Y si hay “resacas”, se debe consumir bastante agua”, enfatizó la nutricionista.

Importante es que, durante estos días de festividades, debe acompañar los alimentos con paseos en familia, caminatas, deportes, juegos típicos, etc.

 

Fotografía referencial.

volver arriba