Mayo 31, 2020

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Vecinas y funcionarias de salud de Sagrada Familia se las ingeniaron para “fabricar” mascarillas

SAGRADA FAMILIA.- Ante la escasez de mascarillas o su encarecimiento en el mercado, el departamento de salud de Sagrada Familia, con el apoyo de vecinas dedicadas a la costuras echaron a andar una especie de fábrica de estos elementos de protección facial. Esto ha permitido ir contando con stock para dotar al personal de los consultorios, y también a los pacientes que diariamente requieren de atención.

La iniciativa surgió en torno a materiales sanitizados que habitualmente se usan en los servicios de postas, consultorios y hospitales, lo que, sumado al oficio de dueñas de casas, dedicadas a las costuras, dio como resultado mascarillas, las que cumplen con todas las condiciones para transformarse, junto al lavado de manos, en una primera línea para enfrentar posibilidades de contagio, según explicó Pablo Luna, director de Salud, en Sagrada Familia.

Aminora riesgos

Reconoció “que sin lugar a dudas no es la solución frente virus, pero sí aminora los riesgos, más aún cuando las personas acuden a los CESFAM o postas, en que muchas veces sin saberlo siquiera deben compartir con virus en el aire, y es por ello que en cada atención estamos distribuyendo estas mascarillas, como prevención, no solo a los casos sospechosos, sino también al personal y a quienes requieren de atención”.

Contó el profesional que estos elementos de protección facial son elaborados con un papel que se utiliza en procedimientos médicos y que corresponde a un stock del cual los centros de salud disponen, mientras que las vecinas aportan con la mano de obra, es decir, en el armado y costura respectiva, adecuado para ser instalado en el rostro, ante la boca y nariz. Todo ello complementado luego, inmediatamente, con un proceso de sanitización.

Sobre esto último Luna indicó que una vez “que las vecinas han realizado su trabajo, las mascarillas pasan a nuestra sala de esterilización, donde se les dota de las condiciones para ser utilizadas en el personal, y en los pacientes que diariamente acuden a nuestro CESFAM, y que también distribuiremos en los otros de nuestros centros de salud, que sabemos no es la solución del todo, pero sí un aporte en prevención”, reiteró.

“En esta iniciativa quiero destacar a las vecinas de la población Independencia que se sumaron a la idea, y también a algunas de nuestras funcionarias que se involucraron en este aporte a la prevención”, expresó el director comunal de Salud de Sagrada Familia, añadiendo que actualmente se cuenta con una cantidad de estas protecciones faciales, adecuada a la necesidad diaria de los centros de salud de esta comuna.